PlayStation 5 llegará el 2020 y ésto es todo lo que debes saber

Jim Ryan, CEO de Sony Interactive Entertainment, confirmó el nombre y fecha de salida para la siguiente generación de consolas. Nada de subtítulos extraños, simplemente siguiendo la línea numerada como lo han hecho hasta el día de hoy, la próxima consola será llamada PlayStation 5.

La fecha de lanzamiento quedó establecida para finales del año 2020, y junto a ésto, fueron revelados más detalles de lo que podemos esperar para entonces.

PlayStation 5: El Hardware

Al igual que Project Scarlett, la siguiente consola de Microsoft, PS5 tendrá una CPU basada en la línea Ryzen, y una GPU basada en la familia Navi. Ambas consolas cambiarán los discos duros por unidades de estado sólido (SSD).

Mark Cerny, arquitecto de sistemas de PlayStation, declaró que PS5 tendrá aceleración a nivel de hardware para ray tracing, tecnología que permite complejos efectos de luz y sonidos en ambientes tridimensionales.

Volviendo al SSD, gracias a su presencia la consola tendrá muchas mejoras, no sólo en los tiempos de carga, sino que también en la eficiencia de los sistemas de archivos, permitiendo que haya menos redundancia de datos y liberando espacio, potencialmente reduciendo el tamaño total de algunos juegos o parches, y dejando disponible aun más espacio para contenido. Los juegos físicos de PlayStation 5 vendrán en discos ópticos de 100 GB, y el lector también funciona como reproductor de Bluray 4K.

Esta vez todas las instalaciones de juegos serán obligatorias, debido a la diferencia de velocidades entre el SSD y la unidad óptica, pero Cerny promete que habrá más granularidad a la hora de instalar los juegos, permitiendo elegir ciertas partes como solo el contenido de un jugador, o solo multijugador, como también la posibilidad de desinstalar contenido en bloque.

La interfaz de usuario será rediseñada para permitir ingresar a partes del juego de inmediato: puedes ver qué han hecho recientemente tus amigos, o qué contenido están jugando en el momento, e incluso los juegos de un jugador te mostrarán, por ejemplo, qué misiones tienes disponibles y qué recompensas obtendrás por completarlas para que escojas lo que quieras hacer directamente desde el menú.

El control (el cual se puede asumir que se llamará DualShock 5) tiene varias innovaciones. Entre ellas, los gatillos serán adaptativos, y puede ofrecer varios niveles de resistencia, lo que puede hacer que disparar un arco y flecha se sienta más realista, o que disparar una metralleta se sienta diferente a una escopeta. También contará con respuesta háptica para lograr vibraciones y reacciones mucho más complejas que pueden lograr los simples motores de vibración a los que estamos acostumbrados.

Todo esto mezclado con un nuevo y mejorado parlante en el control, se pueden lograr variados efectos. Según reporta Wired, en una serie de demos que pudieron probar, las reacciones hápticas del control varían según la superficie del juego; la arena se siente lenta y pesada, el barro se siente «húmedo», en hielo se siente en los dedos cómo el personaje se resbala, y en una demo de Gran Turismo Sport, si tienes los lados del auto en superficies diferentes, lo sentirás en el control con diferentes sensaciones en cada lado.

Los controles utilizarán un cable USB Tipo-C que se puede usar para cargar, tanto para jugar. Su mayor batería y motores hápticos lo vuelven un poco más pesado que el DualShock 4, pero según Toshi Aoki, el Jefe de Producto en Sony, pesará aún menos que el actual control de Xbox con sus baterías puestas.

PlayStation 5

Algunos desarrolladores que ya han tenido sus manos en los kits de desarrollo de PlayStation 5 se muestran emocionado por las posibilidades. Marco Thrush, presidente de Bluepoint Games, comenta que están trabajando en un gran título luego del éxito que lograron con su remake del clásico Shadow of the Colossus, y que el SSD da mucha más libertad. Por ejemplo, ya no hay necesidad de ralentizar el progreso de un jugador con un pasillo largo o un elevador tedioso para ocultar pantallas de carga: ahora todo será mucho más rápido, similar a los días en que se usaban cartuchos para las consolas.

Sin duda, lo que estamos viendo en términos generales para la próxima generación, es un gran salto en la velocidad de todo lo que la consola puede hacer, lo cual genera una sensación de inmediatez satisfactoria en el usuario. Aún no sabemos cómo se verá, cuál será la capacidad del SSD o si vendrá en diferentes opciones. solo nos queda esperar para que Sony revele el resto de los detalles.

Fuente: Wired

ARTÍCULO ANTERIOR:
« VG Premiere – Episodio 2

ARTÍCULO SIGUIENTE:
Control Podcast – Episodio 45 »